El futuro será eléctrico! No hay duda, y esta nueva alianza entre las marcas BMW y Jaguar Land Rover evidencian que la cooperación entre los fabricantes de automóviles para compartir conocimientos y recursos será importante, ya que la industria automotriz enfrenta los grandes desafíos tecnológicos de conducción autónoma, conectividad, electrificación y servicios (ACES).


Después de tres años de la estrategia NUMBER ONE > NEXT, BMW Group sigue
firmemente encaminado, habiendo establecido una posición sólida como uno de
los principales proveedores mundiales de movilidad eléctrica. BMW Group está
liderando el mercado Premium global con la mayor cartera de vehículos
electrificados y la mayor participación de mercado entre los competidores de lujo
tradicionales.


BMW Group y Jaguar Land Rover confirmaron hoy que están uniendo fuerzas para
desarrollar unidades de propulsión eléctrica de próxima generación en un
movimiento que apoya el avance de las tecnologías de electrificación necesarias
para la transición a un futuro de ACES.


BMW Group y Jaguar Land Rover comparten la misma visión estratégica de
tecnologías motrices eléctricas respetuosas con el medio ambiente y orientadas al
futuro. BMW Group aporta una larga experiencia en el desarrollo y la producción de
varias unidades de propulsión eléctrica desde que se lanzó el BMW i3 en 2013. Jaguar Land Rover ha demostrado su capacidad con esta tecnología a través del lanzamiento del Jaguar I-Pace y sus modelos híbridos conectables.

La tecnología electrificada más sofisticada de BMW Group hasta la fecha cuenta
con un motor eléctrico, transmisión y electrónica de potencia en una carcasa. Este
motor eléctrico no requiere materia prima de tierras raras, lo que permite a BMW Group reducir su
dependencia a la disponibilidad de estos materiales.

A partir del próximo año, BMW Group presentará su nueva unidad de propulsión
eléctrica, la quinta generación («Gen 5») de su tecnología eDrive, con el BMW iX3
Sports Activity Vehicle. La unidad de propulsión eléctrica “Gen 5” será el sistema motriz en el que se basarán las posteriores evoluciones lanzadas junto con Jaguar Land Rover.


“La industria automotriz está experimentando una fuerte transformación. Vemos la colaboración como una clave para el éxito, también en el campo de la electrificación.
Con Jaguar Land Rover, encontramos un socio cuyos requisitos para la generación futura de unidades de accionamiento eléctrico coinciden significativamente con los nuestros. Juntos, tenemos la oportunidad de atender más eficazmente las necesidades de los clientes al acortar el tiempo de desarrollo y llevar los vehículos y las tecnologías más avanzadas al mercado más rápidamente «, dijo Klaus Fröhlich,
miembro de la Junta de Administración de BMW AG.


La cooperación permite a BMW Group y a Jaguar Land Rover, aprovechar las
eficiencias de costos derivadas del desarrollo compartido de las evoluciones futuras
y los costos de planificación de la producción, así como las economías de escala de
las compras conjuntas.

Un equipo conjunto de expertos de BMW Group y Jaguar Land Rover ubicados en
Múnich se encargará de desarrollar aún más las unidades de potencia Gen 5 con la
producción de los trenes motrices eléctricos que cada socio terminará de afinar en
sus propias instalaciones de fabricación. Ambas compañías buscarán adherirse a
sus propias propuestas de marca en cualquier proyecto.

El desarrollo de múltiples tecnologías nuevas es necesario para que la empresa
cumpla con los requisitos de los clientes y normativas de todo el mundo, que a
menudo varían según el mercado. Esto significa que BMW Group continuará
mejorando sus motores de combustión, al mismo tiempo que impulsará la
estrategia de movilidad eléctrica con vehículos eléctricos e híbridos conectables, así
como invirtiendo en nuevas tecnologías como los trenes motrices a base de celdas
de combustible.

Estas positivas noticias esperamos redunden en mayores beneficios para los consumidores finales (no solo para las automotrices) tanto en tecnologías más limpias, como en reducción de costos.